Enfermedades autoinmunes

Las enfermedades autoinmunes son un grupo de trastornos en los cuales el sistema inmunológico del cuerpo ataca erróneamente sus propios tejidos, lo que puede provocar inflamación y daño en diversos órganos. 

Estas enfermedades pueden afectar a personas de todas las edades y géneros, y pueden presentar una amplia variedad de síntomas que a menudo se superponen con otras condiciones médicas. Detectarlas a tiempo es fundamental para un tratamiento adecuado y una mejor calidad de vida.

 

Método inmunoblot con tiras reactivas

También llamado pruebas de Western blot o blot de inmunotransferencia. Se utiliza para identificar proteínas específicas, incluidos los autoantígenos, que pueden estar presentes en la muestra y ser objeto del ataque del sistema inmunológico en enfermedades autoinmunes.

Esta técnica utiliza tiras reactivas que contienen químicos sensibles a ciertos componentes presentes en la muestra. Los autoanticuerpos se unen inicialmente a su antígeno específico y después son detectados por los colores de la tira mediante la reacción con un antígeno secundario acoplado a una enzima. Los resultados posteriormente se escanean y se analizan con un software especial para el diagnóstico de la enfermedad autoinmune.

 

Detección de enfermedades autoinmunes con inmunoblot y tiras reactivas

Aunque el método inmunoblot no puede diagnosticar definitivamente una enfermedad autoinmune, sí puede proporcionar indicios importantes que alerten a los profesionales médicos sobre la necesidad de realizar pruebas más exhaustivas. Algunas enfermedades autoinmunes que pueden detectarse o rastrearse mediante esta técnica incluyen:

  • Lupus eritematoso sistémico (LES): Algunas tiras reactivas pueden detectar la presencia de anticuerpos antinucleares (ANA) en la sangre. La presencia de ANA es un marcador común en el LES, aunque no es específico solo para esta enfermedad.
  • Artritis reumatoide (AR): Ciertas tiras reactivas pueden medir el nivel de factor reumatoide (FR) en la sangre. El FR es un anticuerpo que se encuentra en personas con AR y otros trastornos autoinmunes.
  • Enfermedad celíaca: Las tiras reactivas pueden detectar la presencia de anticuerpos antigliadina y antitransglutaminasa en la sangre, que pueden indicar la enfermedad celíaca.
  • Tiroiditis autoinmune: Al medir los niveles de anticuerpos contra la peroxidasa tiroidea (TPO) y la tiroglobulina, las tiras reactivas pueden sugerir la presencia de tiroiditis autoinmune, como la enfermedad de Hashimoto.

¿Cuándo se debe considerar realizar un estudio de detección para enfermedades autoinmunes?

Si experimentas algunos de los siguientes síntomas de manera recurrente o prolongada, es recomendable buscar atención médica y considerar la posibilidad de un estudio de detección para enfermedades autoinmunes: 

  • Fatiga extrema o debilidad inexplicada.
  • Dolor en articulaciones o músculos sin una causa aparente.
  • Inflamación o hinchazón persistente.
  • Erupciones cutáneas o cambios en la piel.
  • Fiebre recurrente de origen desconocido.
  • Pérdida de peso involuntaria.
  • Problemas gastrointestinales persistentes.
  • Cambios en la función tiroidea (aumento o disminución de la actividad).

 

Recuerda que tu reumatólogo debe valorarte y ordenar el estudio correcto para tu situación. 

Agenda tu cita para la detección de enfermedades autoinmunes con tiras reactivas dando clic aquí.

4 + 9 =

MENU